1. LO QUE SUCEDE ENTRE HERMANOS


    Fecha: 23/05/2020, Categorías: Incesto Tus Relatos Autor: ANTONIO, Fuente: RelatosEroticos-Club

    Con mi hermano mayor siempre jugábamos aunque nunca fue más que un juego, al pasar de los años yo noté que mi hermano se calentaba  y yo también, pero eran sólo juegos, así estuvimos hasta la mayoría de edad. El se casó y yo empecé a buscar hombres, pues ya sabía lo que me gustaba.
    Una noche en un parque se me acercó un tipo, me metió conversa y terminamos empelotas entre los árboles, yo me arrodillé a mamar ese rico pico, lo chupe hasta que botó gran cantidad de leche en mi boca, el tipo se subió el pantalón y se fue dejándome tan caliente como al principio. Era ya cerca de la madrugada y seguía buscando saciar mi deseo con un macho, decididamente no me puse el pantalón, y caminé por entre los árboles empelotas, ofreciéndome. Un hombre con aspecto de vagabundo se me acercó y sin dudarlo comenzó a tocarme el culo, se puso detrás mío y me metió el pico hasta el fondo, sentí mucho placer, estaba en eso cuando me di cuenta que alguien nos estaba mirando eso me calentó más aún y me puse en una posición para que el extraño pudiera ver como me culeaban rico. El extraño se acercó más y pude ver con claridad, era mi hermano!, al principio sentí vergüenza, pero se me pasó con la calentura que tenía, mi hermano parecía borracho mientras miraba atentamente como el vagabundo me culeaba fuerte, al parecer no se daba cuenta que era yo, sacó su pico por fuera del pantalón y empezó a pajearse hasta botar una gran cantidad de semen.
    Con lo que había visto ya no daba más de placer y acabé ...
    ... también al momento que sentí un gran chorro de leche entrar hasta bien profundo en mi culo. 
    Al otro día fui a casa de mi hermano, ahí me encontré con su mujer que me contó que mi hermano había llegado tarde y pasado de copas. Esa noche lo invité a mi dpto, mi hermanito aceptó de inmediato. Nos instalamos sobre la cama con un par de cervezas, yo le acariciaba el pelo, algo que me gustaba hacer desde chico. luego comencé a acariciarlo y pedirle que jugáramos como cuando éramos chicos, al principio dijo que no, pero fue cediendo ante mis embistes  y comenzamos a luchar,  estaba muy caliente sintiendo a mi hermano tan cerca y recordando lo que había vivido la noche anterior. Le rompí la camisa dejándolo a pecho descubierto, él también a mí, jadéabamos, estaba sobre mí, entre mis piernas y comenzamos a movernos, estaba vez fue diferente, mis manos abrieron su pantalón buscando su miembro, él no decía nada, sólo de movía sobre mí y jadeaba. Tuve su miembro en mi mano, comenzando a pajearlo, le besé el cuello, él bajó mi pantalón acariciando mis nalgas, acercó su boca a mi oído y dijo - quieres que te haga lo que te hizo anoche el vagabundo- yo le pedí que sí, y sentí como metía su hermosa herramienta dentro mío, con mis manos abrí mis nalgas todo lo que pude para que entrara hasta el fondo, se me escapaban gemidos de placer incontrolable al sentir como mi hermanito gozaba y me hacía gozar.
    Saqué su pico de mi culo pues quería tenerlo en mi boca, besarlo, recorrerlo desde la cabeza ...
«12»